INVESTIGADORES DISTINGUIDOS 2018, PASIÓN POR LA CIENCIA

Su pasión por la actividad científica, impulsar a sus alumnos a buscar otras opciones de formación profesional más allá del nivel de licenciatura, además de contribuir a la solución de problemas sociales, es lo que motiva a los investigadores de esta casa de estudios que hoy recibieron el Premio Anual Universidad de Sonora 2018 en la categoría de Investigador Distinguido, a continuar con su labor.

“Me gusta la investigación no sólo por aportar conocimientos básicos, sino también uno de los puntos importantes es formar estudiantes y estimular en ellos el gusto por la investigación, en que hagan tesis, que hagan estudios de posgrados y que les guste la actividad de investigación”, comentó el docente e investigador del campus Navojoa José Guadalupe Soñanez Organis.

Adscrito desde hace seis años al Departamento de Ciencias Químico Biológicas y Agropecuarias, señaló que el reconocimiento recibido representa el esfuerzo y trabajo no sólo de él, sino de un equipo conformado por investigadores y estudiantes, además del apoyo de la institución.

Explicó que su trabajo está orientado al análisis de los mecanismos de regulación metabólica en modelos de camarón y ratas durante proceso de infección, como la mancha blanca, en el caso del camarón, a fin de entender y tratar en el futuro patologías similares en el embarazo.

Por su parte, la docente e investigadora Mérida Sotelo Lerma, del Departamento de Investigación en Polímeros y Materiales del campus Hermosillo, expresó su beneplácito por este logro. “Estoy muy emocionada, muy feliz, muy orgullosa de mí misma. Cuando llené los requisitos hice un recuento y me di cuenta de que estoy haciendo las cosas bien: investigando, aprendiendo y encontrando cosas nuevas”, dijo.

Dijo que ha estado en la Universidad desde que realizó sus estudios de licenciatura en el área de Química, continuó su especialización en Tokio, y aunque le ofrecían quedarse, decidió regresar a la Universidad de Sonora. “He formado varias generaciones de estudiantes, de investigadores, de profesores, de profesionistas que laboran en la industria… he cumplido con ser una investigadora”, consideró.

Sotelo Lerma explicó que entre sus temas investigación ha trabajado con polímeros de propiedad ópticas no lineales, mismos que se pueden usar en computadoras para guardar gran cantidad de información.

Otro de los investigadores galardonados fue Martín Rafael Pedroza Martínez, del Departamento de Investigación en Física, quien explicó que sus 30 años de investigación los

ha dedicado al área de biofísica médica y física del cáncer, lo cual se puede entender como la búsqueda de nuevas terapias para prevenir y tratar el cáncer, y que éstas no representen daño alguno para el organismo en general, sino que sean tratamientos localizados.

“Este reconocimiento significa la culminación de muchos proyectos, pero aparte el inicio de varios grupos de investigación con los que colaboramos dentro de la Universidad, más que reconocimiento es más bien como un punto dónde fijarse para empezar, no es algo final ni definitorio”, consideró.

Para él, “la investigación no es un trabajo, es más bien un placer porque encuentras detalles, conocimiento y técnicas que no se habían visto, pero que sirven para resolver muchos problemas, sobre todo en mi área de investigación, que tiene que ver cuestiones médicas y, en especial, con cáncer. Contribuir a resolver esa enfermedad es mi motivación”, destacó.

Mencionó que a sus alumnos desea inculcarles el gusto por la investigación, que vean esta actividad como una forma de vida y la oportunidad de resolver problemas sociales.

También obtuvieron este reconocimiento los investigadores: Albert Álvarez Gonzáles, de la División de Humanidades y Bellas Artes, y Mayra Lizett González Félix y Martín Pérez Velázquez, de la División de Ciencias Biológicas de la Salud.


Nota

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *