Participan 29 instituciones en la Red Sonorense de Educadores Ambientales

Aunque la educación ambiental comenzó con tareas orgánicas, trabajar en jardines o elaboración de artículos con materiales reusables, fue el cambio climático lo que propició el trabajo de cambio de conducta y las formas de pensar de la sociedad por mejorar, conservar y cuidar el medio ambiente.

Maribel Payanes Murrieta, profesora investigadora de la Licenciatura en Ecología, de la Universidad Estatal de Sonora, y Alf Meling, académico e investigador de la Universidad de Sonora, hablaron del tema y dieron a conocer la conformación de la Red Sonorense de Educadores Ambientales.

Entrevistados en el programa A tiempo con la Ciencia, que se transmite por Radio Universidad, los estudiosos de la naturaleza coincidieron en señalar que fue a partir de los años sesentas cuando se tomó con formalidad este tema.

“La educación ambiental sale como una respuesta, como una necesidad, de los procesos educativos normales por retomar los temas del ambiente, pues en la época de los sesentas se dieron cuenta que el tema no estaba contemplado dentro de las políticas públicas ni de las universidades, y surgieron grupos ambientalistas que comenzaron a enseñar procesos de cambio en la sociedad con respecto al respeto a la naturaleza”, expresó Alf Melling.

Dijo que los interesados en estos temas se dieron cuenta de la urgencia y la necesidad de cambiar la forma de pensar de la sociedad, surgiendo así los educadores ambientales que ahora se mueven en tres niveles esenciales, que son el formal, donde hay investigación, los estudiosos; el no formal, que generalmente hacemos todos, y el informal, que se realiza a través de la actividad cotidiana por parte de quienes tienen gusto por el cuidado del ambiente.

Maribel Payanes Murrieta estableció, por su parte, que las primeras inquietudes por el cuidado del ambiente motivaron también a la realización de estudios, investigaciones y prácticas sobre el tema.

“En ese sentido, cada institución hace lo propio, forman estudiantes, jóvenes que tratamos de darles esa visión; sin embargo, cada quien lo hace desde su propia trinchera y con objetivos muy específicos, pero el tema invita a compartir ideas y experiencias, y es lo que nos ha llevado a trabajar unidos”, comentó.

De esta manera, subrayó, fue como el 26 de enero, en una reunión convocada por la Comisión de Ecología y Desarrollo Sustentable del Estado de Sonora (Cedes), surgió la formación de la Red Sonorense de Educadores Ambientales, que busca el intercambio de experiencias mediante una plataforma que genere capital social.

“Queremos promover que las personas tengamos esa plataforma donde podamos intercambiar metodologías, intercambiar proyectos, atender al gobierno del estado, al gobierno municipal en sus necesidades estratégicas, pero también atender a las escuelas, a las empresas, a las organizaciones no gubernamentales”, explicó.

Agregó que participan más de 90 personas interesadas en el tema del cuidado ambiental, que pertenecen al menos a 29 instituciones educativas, formales y no formales, grupos ambientalistas, clubes formados de instituciones de educación secundaria y preparatoria, además de algunas instancias de gobierno, entre otras.

El investigador aclaró que la Red no pertenece sólo a los estudiosos de este tema, sino que puede formar parte cualquier persona que esté interesada; pero, sobre todo, la idea es incidir en que el tema de educación ambiental se incluya en los libros de texto de primaria y secundaria.

Payanes Murrieta enfatizó que la Red es una organización joven, y aun así tiene una amplia participación, y como actividad a corto plazo se ha formalizado ya la realización, para el 7 y 8 de octubre próximos, del Primer Encuentro Juvenil de Clubes de Ecología, que se llevará a cabo en las instalaciones del Centro Ecológico, con un programa muy activo, con campamento y talleres nocturnos.

“Nosotros no somos ambientalistas, no nos oponemos a las construcciones, minas ni nada de eso; como Red vamos en pro de mejorar el ambiente y ver que esas actitudes negativas cambien”, añadió.

Para unirse a las actividades, dijeron que sólo hay que solicitar la inscripción y participación a través de la página de la Red Sonorense de Educadores Ambientales en Facebook. (BE)


http://www.uson.mx/noticias/default.php?id=24308

Enviar comentario